Hillary y Trump se imponen en Nueva York

0
22

“Ha sido una semana fántastica”, proclamó un triunfante Trump en la sede su campaña en la Torre Trump, en el corazón de Manhattan. Según el magnate, la carrera republicana hacia la Casa Blanca está prácticamente acabada, ya que Cruz está “matemáticamente eliminado” tras su derrota en Nueva York.

El multimillonario necesitaba una contundente victoria frente a sus rivales – el hispano Ted Cruz y el gobernador de Ohio, John Kasich – para poder avanzar con paso firme hacia la nominación republicana. Y, finalmente, Trump los aplastó, logrando más votos de los que prevían las encuestas.

Con el 73 por ciento de los votos escrutados hasta ahora, Trump sería el precandidato republicano más votado al lograr el 60,2 por ciento de los votos, mientras que Kasich lograría un 24,9 por ciento y Cruz tendría que conformarse con un 14,9 por ciento de apoyos.

Clinton, que cuenta hasta ahora con una amplia ventaja de delegados sobre su rival Bernie Sanders, necesitaba ganar en Nueva York para que su candidatura no fuera cuestionada dentro de su propio partido.

Tal y como predecían las encuestas, Clinton se impuso a su rival con un fuerte margen. Con el 75 por ciento de los votos escrutados en las elecciones internas del Partido Demócrata, Clinton obtendría un 57,9 por ciento de los votos y Sanders lograría el 42,1 por ciento de los votos.

“No hay nada como estar en casa”, dijo Clinton a sus seguidores en su discurso de la victoria en la ciudad de Nueva York. La ex primera dama se mostró convencida de que acabará ganando la nominación del Partido Demócrata para las elecciones presidenciales de noviembre.

“Hay más cosas que nos unen que las que nos dividen”, dijo Clinton, quien se mostró “agradecida” por el apoyo de los neoyorquinos. En Nueva York estaban en juego 247 demócratas.

not_835821_19_185418

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.