Estudio denominado “Los uruguayos y el trabajo” de Zuasnábar.

0
3

Un estudio denominado “Los uruguayos y el trabajo”,revela detalles inéditos de las relaciones laborales en nuestro país.

Los datos fueron presentados este lunes en un evento organizado por la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresa y la Fundación Konrad Adenauer.

El Director de Opinión Pública de Equipos Consultores, Ignacio Zuasnabar, visitó Rompkbzas y relató que el objetivo fue “rescatar la subjetividad de las personas, una mirada individual y a la vez colectiva”. Señaló que “la gente le dedica muchas horas de su vida al trabajo. Hay muy buena estadística oficial, pero no hay muchos estudios que rescaten la mirada de los trabajadores y esa mirada subjetiva”.

Según el estudio, los uruguayos trabajan en promedio 41,9 horas semanales; el 55% en tareas manuales y el 21% en tareas intelectuales.

El 23% de los entrevistados se siente fatigado en su jornada laboral. La cifra varía por sectores: aumenta al 40% entre los funcionarios públicos y baja al 22% entre los privados.

El 20% de las personas han perdido el entusiasmo en su trabajo actual. En el caso de los funcionarios públicos, la cifra es del 28%, entre los privados es del 19%. “Lo que más me sorprendió es la cantidad de uruguayos que se sienten agotados con su trabajo. Cuando uno mira las condiciones de trabajo de esas personas, capaz que no tendrían que quejarse tanto, pero no podemos medir la sensación térmica por la temperatura. 40 horas a la semana pasando mal tiene consecuencia”, dijo.

Según el relevamiento, 20,2% de los trabajadores sostuvo en febrero de 2016 que en los últimos tres meses tuvo una baja salarial. La mayor parte de los trabajadores que recibieron recortes en el sueldo son, según el relevamiento, del interior, tienen entre 30 y 39 años y están en un nivel socioeconómico bajo.

Pese a esto, el 41% sostiene que no tiene previsto cambiar de trabajo o no le gustaría. Un 20% no tiene pensado buscar otro empleo, pero le gustaría, 28% tiene previsto cambiar en los próximos seis meses y 11% se muestra indeciso.

El 53% trabaja los fines de semana y un 22% lo hace en horario nocturno. “Si hay uruguayos que trabajan uno de los dos días del fin de semana, esto puede usarse para definir políticas públicas”.

“Hay un 35% de uruguayos que trabajan más de 10 horas. Uno de cada tres”, explicó Zuasnabar. El 63% de los entrevistados dicen que su empleo les da placer, una cifra que aumenta según la edad y el nivel socioeconómico. “No son cosas incompatibles que tu trabajo te de placer y que te haga sentir emocionalmente agotado”, manifestó.

“Lo que vemos acá es que hay una diferencia relativamente importante que tiene vínculo con el nivel socioeducativo de la persona. A menor nivel los trabajos son menos placenteros y emocionalmente más agotadores”, señaló el especialista.

Un 76% de los trabajadores no tiene contrato, según el estudio. “No necesariamente están en negro”, aclaró. “Cuando la economía se precariza un poco aumenta el trabajo informal. Pueden estar en planilla pero no tienen un contrato firmado que les garantice las condiciones de trabajo”, explicó el director de Equipos Consultores.

“Hay zonas nuevas de vulnerabilidad que no están en la agenda pública. Los empresarios cuentapropistas, por ejemplo, no tienen capacidad de sindicalización. En un momento en el que se habla de emprendedurismo, esa gente la está pasando peor que el que tiene un trabajo dependiente o público”, según Zuasnabar.

“Ha habido un incremento de la masa sindical en los últimos años. Se plantea que hay desigualdad a nivel sindical. Comparados con varios países estamos mejor”, explicó el investigador. “Hay algunas voces que empiezan a plantear que hay una desigualdad sindical que beneficia a los grupo con mayor capacidad de negociación”, indicó.

Un 15% de los uruguayos tienen más de un trabajo, de acuerdo al estudio. “Esto está muy fuertemente vinculado al nivel educativo. A mayor nivel educativo mayor multiempleo. Entre los grupos con menos ingresos están más atados a un trabajo con largas horas y menor remuneración”, agregó.

“Uno de cada cuatro está dispuesto a trabajar por 15 mil o menos, otro 25% por 20 mil y menos, un 12% por 25 mil o menos”, remarcó el experto.

Un 6% de los trabajadores no trabajaría por menos de 50 mil pesos en la mano, de acuerdo al estudio realizado por Equipos para la Fundación Konrad Adhenauer. El analista explicó que este segmento es mayoritariamente montevideano, masculino y de un nivel educativo alto.

El salario mínimo nacional ronda los 11 mil pesos y el promedio 21 mil. El 33% hace horas extra. Al 25% de los les pagan las horas extra y al 8% restante no. “No sabemos en qué medida esto está influido por la preocupación reciente por el desempleo. Es razonable pensar que si la gente tiene más temor a quedar sin trabajo esté dispuesta a trabajar por menos”, dijo.

“Es importante rescatar la importancia que tiene el trabajo para los uruguayos. La heterogeneidad aparece en todas las variables. En un país que tiende siempre al centro, en el mundo del trabajo hay mucha más dispersión y de la complejización. Salir de algunas simplificaciones que uno escucha por ahí. El trabajo es algo muy importante en su vida, al nivel de su familia y amigos.

Cuando el presidente Mujica dijo que a los uruguayos no les gusta trabajar generó polémica. Hay un grupo que cree que no va a llegar a nada por el trabajo, pero al uruguayo el trabajo le importa. Es tan injusto decir que los uruguayos no trabajamos como lo es decir que los uruguayos somos grandes trabajadores”, sintetizó Zuasnabar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.