El parlamento europeo pidió suspender las patentes de las vacunas para que lleguen a los países más pobres

0
106

Además, le pidió a Estados Unido y al Reno Unido que no bloqueen las exportaciones de suministros para fabricar los inoculantes. La resolución fue aprobada con 355 votos a favor, 263 en contra y 71 abstenciones.

El pleno del Parlamento europeo pidió este jueves negociar en el marco de la Organización Mundial del Comercio (OMC) la suspensión de las patentes de las vacunas desarrolladas contra el coronavirus para asegurar que llegan a los países pobres, al tiempo que señaló a Estados Unidos y Reino Unido por impedir la exportación desde sus territorios de vacunas o sus componentes.

La Unión Europea se resistió hasta ahora a esta opción porque considera que la respuesta urgente para garantizar un reparto asequible y equilibrado de vacunas contra el coronavirus debe pasar por favorecer las exportaciones, ayudar a los laboratorios a mejorar su capacidad de producción y donar vacunas a los países más pobres.

En la resolución adoptada este jueves, la Eurocámara aboga también por acuerdos voluntarios para la concesión de licencias y reconoce la importancia de la transferencia de tecnología y conocimientos técnicos a los países con capacidad de producir, pero insisten en la conveniencia de suspender las patentes para favorecer el acceso global a sueros asequibles.

Es la tercera vez que el pleno se pronuncia sobre las patentes en algo más de un mes. En la primera votación cayó el intento por reclamar la suspensión temporal de la protección intelectual de las vacunas, en mayo el pleno aprobó una enmienda en este sentido con un margen de nueve votos y, ya en esta sesión, la Eurocámara ha adoptado una resolución con 355 votos a favor, 263 en contra y 71 abstenciones.

El texto también reclama eliminar rápidamente las barreras a la exportación y pide a la UE que sustituya su propio mecanismo de autorización de las exportaciones por obligaciones de transparencia. Además, reclaman a EEUU y Reino Unido que “supriman inmediatamente sus prohibiciones a la exportación de vacunas y materias primas necesarias para la producción de vacunas”.

Otra clave apuntada por los eurodiputados es que la gran mayoría de los 1.600 millones de dosis de vacunas producidos se han quedado en los propios países industrializados que las fabricaron, de modo que apenas el 0,3% de las dosis llegaron a los países considerados más pobres, por lo que reivindican un apoyo más firme de la UE a la producción de vacunas en África.

Según los datos de la Eurocámara, se necesitan 11.000 millones de dosis para vacunar al 70 % de la población mundial, pero sólo se produjo hasta el momento una pequeña parte de esa cantidad.

(con información de EP)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.